martes, 23 de septiembre de 2014

UNA ESPAÑA DIFÍCIL...


UNA ESPAÑA DIFÍCIL.
...POR CAUSA DE INCOMPETENTES, ALGÚN QUE OTRO FORAJIDO Y DEPREDADORES SIN CONCIENCIA.
=======================

Convendría limpiar la “Memoria”.
Subsanar “Errores”.
Y dar vida a esos “Sueños” que desgraciadamente están lejos de convertirse en realidad.

Por el momento, tenemos lo que Dios concede a los que sufren: Años por delante y esperanza.
=============

PRIMERO:
Mientras que en nuestras facultades de Sociología o Derecho seguimos explicando a Tocqueville, (un teórico del liberalismo, autor de obras como “La democracia en América” y “El antiguo Régimen y la Revolución”), mientras tanto -digo-, estoy pensando en ese millón y pico de familias españolas donde no entra un salario.

Alexis de Tocqueville, especialista en sociología histórica comparada, conoce y analizó sabiamente la descomposición del Imperio Romano. Si viviera hoy (permítanme la sandez o desatino que les voy a decir), si Tocqueville conociera la situación en la que vivimos en España, tal vez (por asociación de ideas) pudiera asomar por su mente la figura de un Pancho Villa para defender a la patria mediante la fuerza y, así, acabar en poco tiempo con esta situación.

Por ejemplo, sin reseñar a los muchísimos políticos (que los hay) con honradez y preparación, pienso en bastantes Alcaldes y concejales de pueblo; pienso en algunos diputados de los 18 parlamentos bien arrebujados en impecables asientos de cuero; pienso en algunos sindicalistas ahítos de prebendas, privilegios y pachangas, más otros curiosos dispendios a costa del erario público; personajillos que no sólo viven macanudamente, es que encima tienen el candor de confesar que en España nunca se ha vivido como ahora. ¡Ellos, claro!

Democracia, libertad de expresión, igualdad de oportunidades, igualdad ante la ley, etc. Ideas estupendas, pintando un paisaje maravillosamente hermoso, que no concuerda para nada con los hechos. Los hechos en una España difícil por culpa del derroche y la avaricia a cargo de políticos y banqueros.


SEGUNDO:
En las Anacreónticas se dice que la Naturaleza dio, a los toros, cuernos; a los caballos, pezuñas; a las liebres, rapidez. Y al hombre, la Naturaleza le dio el pensamiento y la razón.

Ahora bien:
Si la Naturaleza a todos nos dotó de pensamiento y Razón; si, como dijo Descartes, “la inteligencia es una de las cosas mejor repartidas”, ¿cómo se explica esta España y sus dislates, dispendios y desaciertos? O somos bobos o..., ¿estamos todos en un Error?

¿Acaso el pueblo español y sus gobernantes no somos capaces de conocer la esencia de las cosas y acertar a tomar el camino hacia el progreso, el mutuo entendimiento y la felicidad para todos? ¿Por qué los partidos políticos no hacen otra cosa que tirarse piedras los unos a los otros? ¿Por qué siempre soy yo el que lleva razón y el otro el que está equivocado?


¿Por qué abundan tantos políticos de pacotilla, amigos del derroche y la avaricia?¿Por qué los partidos políticos han de ser las ciento y pico posturas del Kamasutra?

Si alguien me preguntase cuál es nuestro deseo más entrañable en estos momentos, respondería sin ninguna vacilación:

“Oír a un partido político hablar bien de otro partido. Observar que ningún político dedica su tiempo a enriquecerse, ni a ridiculizar las ideas de otro político. Sabernos en la seguridad de que todos buscamos el bien para todos, y aunamos nuestro esfuerzo con este fin”.

Sin embargo...,

“Quot homines tot sententiae” (=“Tantos pareceres como hombres”), escribe Terencio.

¿Por qué, siendo españoles todos, sobre un mismo suelo, con las mismas fronteras e idénticos problemas, no acertamos a convivir unidos?

¿Estamos locos, o estamos todos equivocados, en el “Error”?


TERCERO:

- “Lo siento mucho. ME HE EQUIVOCADO. Y no volverá a ocurrir”, confesó el Rey Juan Carlos. Y se ganó al pueblo llano y sencillo.

“Hominum est errare” (=“Errar es propio de los hombres”), dice el refrán latino.

¿Es el hombre incapaz de conocer la realidad de las situaciones y sus problemas?
Vivimos, pero...,¿hay que vivir necesariamente en el “Error”?

Una obligada gnoseología sobre el “ERROR” ahonda en esa cierta falsedad ontológica de las cosas. Es decir; todas las cosas, por su apariencia exterior, resultan ser capaces para hacernos creer lo que no son.

Etimológicamente, “errar” significa “vagar”, “haber perdido el rumbo”, “caminar desviado y sin objetivo”. Hay “ERRORES” y “errores”. Errores “Sistemáticos” y errores “Aleatorios”, según que sean previsibles o dependan de causas desconocidas.

La palabra “ERROR” es el término o expresión de un concepto que se pasea por los distintos ámbitos de las ciencias y que estudiamos tanto en la Epistemología como en la Filosofía del lenguaje. Y para adentrarnos en tales vericuetos, necesitaríamos no una definición, sino una labor de “desbroce”, una descripción relacional, según el perfil de cada ciencia.

Desde un nivel matemático o estadístico (por ejemplo), al “ERROR” se le define como la “diferencia existente entre el valor exacto de una magnitud y el que resulta de su medida”. Estamos ante una “desviación de fidelidad”, suponiendo que siempre hay un valor verdadero en la medida de las magnitudes.

Y si nos fijamos en la marcha de todos los descubrimientos humanos...,

Observaremos que no ha sido un paseo triunfal, sino un caminar de fracaso en fracaso; de reajustes, de intentos sin fruto utilizando el ensayo-error y, por fin, el éxito.

¿Por qué, en política, los hombres de un partido sólo piensan en cómo destruir a los hombres del otro partido? ¿Por qué (en la política) las ideas no tienen más finalidad que la destrucción de otras ideas?

Muchos tienen la impresión de que los partidos políticos han surgido con el exclusivo fin de acabar con todos los hombres y demoler todas las ideas.

En estos momentos, en esta España difícil, el presidente Rajoy tiene enfrente al Sr. Rubalcaba y a doña Elena valenzuela, un día y otro día ante un atril, denostando todo cuanto hace el PP. Ni escuchan ni les importan las afirmaciones del Sr. Almunia, quien desde Europa reconoce y afirma que, cuanto está haciendo el equipo de Rajoy, es lo que hay que hacer para salvar a España del infortunio y la hecatombe, de la calamidad o descalabro a donde insignes y valiosos socialistas nos han conducido.

Y no es lo mismo “cometer un error” que “estar en el error”.

Si, en el primer caso, hay un carácter activo, en el segundo observamos un marcado matiz pasivo. No es lo mismo una situación “actual” en cuanto necesidad para superarla (Sr. Rajoy), que una situación “habitual” y terca (señor Rubalcaba).

Ante la situación actual de España, ante la seriedad con la que todo el equipo de Rajoy se está proponiendo acometer los problemas, lo menos que debiera hacer el PSOE es callarse y esperar un poco, en lugar de sumarse a los sindicatos; unos sindicatos que ahora dicen no poder reconciliar el sueño por las noches pensando en el agobio de los parados. Curioso: Lo dicen ahora que manda el PP, no lo decían cuando mandaba el PSOE.

Para que se me entienda bien, quiero decirles algo insólito:

D. José Luis Rodríguez Zapatero fue un político honesto y honrado. Nunca, jamás ha incurrido en “Errores”. Resbalaba y escabullíase en “ILUSIONES”, cuyo contenido semántico (el de “Ilusión”), para él se aproximaba al de sus “DESEOS”. ¡Fantástico!
… … …

NUEVOS PARADIGMAS A CONOCER E IMITAR:

Se me ocurren tres: Brasil, Israel y Dubai.

1) Para salir de nuestra situación de paro, nuestro referente debiera ser Brasil:

La Presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, no sólo se ha propuesto investigar los crímenes de la dictadura militar y ha emprendido una cruzada nacional contra la corrupción, es que -además- desde hace un tiempo lidera una valiente cruzada con el fin de BAJAR tasas y alentar el gasto de los consumidores, como vía indiscutible para reactivar la economía local. Y..., ¿saben ustedes una cosa? En estos momentos, Brasil tiene uno de los sistemas financieros más robustos y rentables del mundo. Desde que Dilma Rousseff manda, Brasil tiene 14 millones de parados menos.

2) Para incrementar el Conocimiento y la Enseñanza Universitaria: Israel.
Comparemos. Israel tiene el ejército más profesional del mundo. Israel tiene un sistema educativo de primer nivel; sólo tiene dos Universidades. Pero las dos están entre las Cien mejores del mundo. España, en cambio, tiene 74 o 76 Universidades y ninguna de ellas está entre las cien mejores.

3) Para crecer ennobleciendo los espacios de ocio e incrementar nuestras arcas de divisas: Dubai.

http://www.google.es/search?tbm=isch&hl=es&source=hp&biw=1366&bih=643&q=Emirato+
de+Dubai&gbv=2&oq=Emirato+de+
Dubai&aq=f&aqi=g1&aql=&gs_l=img.3..0.8855.
14081.0.16857.16.10.0.6.6.0.174.1199.0j10.10.0...0.0.lDCKFdKgdTo
... ... ...

Cómo dijo una vez Joaquín Costa: "Sellemos con siete llaves el sepulcro del Cid, y abramos una ventana a Europa". Y yo sugiero ahora... a Dubai, Brasil e Israel.
... ... ...
Si Dubai es en la actualidad el reclamo turístico más lujoso y de más boato en todo el mundo (con hoteles de siete estrellas), no debemos olvidar lo que representó para el turismo hacia España, La Costa del Sol y Torremolinos, a comienzos de los años cincuenta y sesenta, bajo la inspiración del gobernador de Málaga Sr. Rodríguez Acosta.

Vean algunos datos de aquel resurgimiento:
http://www.aqueltorremolinos.com/12.html

Visitantes famosos en Torremolinos:
http://www.aqueltorremolinos.com/32.html

El lado oscuro de Torremolinos. El Torremolinos que nadie quería mostrar. El que hacía vender miles de plazas hoteleras. El "haz" y "envés" de la Sociedad del Bienestar.
César R. Docampo
http://lacomunidad.elpais.com/latabernadelosmares/2012/05/12/una-espana-dificil-/ 2012-05-12T19:00:48Z César latabernadelosmares@yahoo.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario