jueves, 27 de agosto de 2015

LA TERCERA GUERRA MUNDIAL YA EMPEZÓ.



-----------------

-----------------------

Este mundo es ya una  "jaula de gangsters", de pe a pa.  Los caminos de la esperanza se están convirtiendo, cada vez más, en un duelo a navajazos. Casi todo lo noticiable  (leyendo las páginas de los periódicos)  se reduce a pegar, robar y matar. Todos vamos río abajo, arrastrada nuestra ligera canoa por una impetuosa y ancha corriente. Nos llevan a esos paraísos perdidos. Pretenden achicar nuestro mundo, de tal manera que a los "mau-mau" de Kenia o a los "maoríes" de Nueva Zelanda, los tendremos casi a la vuelta de la esquina.

El director de cine, Stanley Kramer, es el autor de "Vencedores o Vencidos", película en la que nos ofrece una síntesis de  "El Juicio de Nuremberg", con actores tan excelentes como Spencer Tracy, Burt Lancanster, Richard Widmark, Marlene Dietrich, Maximilian Schel, etc.

Y es, este mismo director, Stanley Kramer, quien dirige años después, su antepenúltima película, que lleva por título  "La Hora Final". Algo así como un certero presagio del fin del mundo. La Hora final viene a decirnos cómo, después de una guerra nuclear, el Hemisferio Norte de la Tierra, queda prácticamente destruído. Un submarino americano encuentra cobijo en este hemisferio para que su tripulación pueda vivir el poco tiempo que probablemente les quede debido a la contaminación. En medio de esta debacle, el capitán Towers  (Grégory Peck), que ha perdido a toda su familia, se dedica a buscar a los pocos supervivientes de la catástrofe. La atractiva Moira Davidson  (Ava Gardner) es una de ellas, que no tarda en enamorarse de él. Junto a ellos dos, también han sobrevivido Julián Osborne (Fred Astaire) así como el teniente Peter Holmes (Anthony Perkins). Los cuatro intentarán sobrevivir a la catástrofe. Pero se mueren todos. Todos, menos uno. Los guionistas del film, por unos instantes, le perdonan la vida para que pueda alzar las manos, gritando a la soledad: "TODO HA SIDO ABSURDO".

César R. Docampo




No hay comentarios:

Publicar un comentario